Camino al Oeste: el trabajo

  • Cuarta entrega de “Camino al Oeste”, un viaje fotográfico junto a José María Núñez Gimeno. Seguimos camino por Vietnam y nos adentramos en el Delta del Mekong. Allí, la imagen de una mujer y su oficio obligan a detenerse al viajero.

Viaje al Oeste es una obra de culto de la literatura china. Un hombre en peregrinación hasta la India por los caminos del mundo, que son también los caminos de la vida. José María Núñez Gimeno, con el libro en una mano y una cámara fotográfica en la otra emula el recorrido ancestral. Un camino desde el abismo hasta la iluminación. 


La importancia de los pequeños detalles. El trabajo minucioso y diligente. El cuidado por lo que se hace y cómo se hace. No dejo de pensar en que no hay trabajo insignificante, hay dedicación por el trabajo. Deténgase un momento, párese a pensar en cómo desarrolla su día a día, cómo ejecuta sus actividades cotidianas, y después, piense de nuevo en la mujer de la imagen. Fíjese en la actitud frente al trabajo, la posición de las manos, el leve soplido, la gota de sudor resbalando por el cuello…

Ahora que sólo se valora lo rápido, lo barato, lo competitivo, esta imagen nos recuerda que todo lo que hacemos tiene su momento adecuado, su tiempo necesario y su cantidad apropiada. Ni más ni menos. 

A continuación, la religión.


Texto y fotografía: Mekong Delta, José María Núñez Gimeno.